Los primeros pasos en la magia

            Durante todo el año pasado e incluso en muchas otras ocasiones, he recibido muchos mensajes y mails con la misma pregunta: ¿cómo puedo comenzar con la magia? por lo que he decidido hacer un ensayo con los puntos esenciales que toda persona, a mi criterio, debería aprender y dominar para poder llegar a tener un buen desempeño mágico.

            Para comenzar lo primero que debes de preguntar es: ¿para qué quiero hacer o practicar magia? La respuesta solo te la puedes dar vos mismo, pero antes de emprender un viaje por lo oculto, debes tener muy claro las motivaciones de esto, saber los por qué te va a ayudar a comenzar de un modo claro y bien definido.

            La siguiente pregunta es ¿qué quiero yo de la magia? sería interesante que armes una lista con todas las ideas que tengas de la magia, y de lo que pretendes de esta. Aquí es muy importante ser honesto, recuerda que esta lista solo la vas a ver vos, por lo que no hay necesidad de fingir o decir algo que no es. Te sugiero que no la deseches, sino por el contrario, la conserves, ya que cuando vayas avanzando por tu sendero, podrás ver cuáles de todas estas cosas son posibles o no.

            Lo siguiente en tu lista sería: ¿quiero hacer magia en solitario, en grupo, con un maestro o seré auto-didacta? Para quienes me leen desde hace un tiempo, saben que soy un defensor del trabajo solitario y del sendero auto-iniciático, es más, se ha convertido en mi simiente mágico, pero también comprendo que un trabajo completamente solitario no es para todo el mundo, y que existen otras opciones que también deben de ser contempladas. El trabajo en grupo nos puede ayudar en los primeros pasos, recibiremos instrucciones concretas por parte del grupo y podremos consultar con personas que estén más avanzadas, esas son las principales ventajas, las desventajas, conseguir un grupo serio, que nos admitan en este, muchos grupos tienen una serie de pruebas para poder admitir a un nuevo miembro, y el tiempo que esto toma, muchas órdenes esotéricas o escuelas iniciáticas tienen grandes tiempos de espera antes de admitir oficialmente a alguien, por lo que, de un modo u otro, estarás supeditado a los tiempos y las burocracias de alguien más. La última opción sería conseguir un maestro que te guíe en tu proceso mágico, aquí no estoy hablando de cursos, ni talleres, sino de un Mago que te guíe hasta que tú te conviertas en un Adepto y puedas seguir tu camino en solitario. Si bien prometedor, al mismo tiempo utópico, es muy complejo conseguir a alguien que tenga ganas y tiempo de hacer todo esto, no es imposible pero es una tarea titánica.

            El siguiente paso sería contemplar las diversas filosofías mágicas que existen. En occidente y a grandes rasgos, esto se divide en Sendero de la Mano Derecha y Sendero de la Mano Izquierda. Es posible decir que existen escuelas mágicas que no se identifican ni con una ni con otra, sino más bien están en medio de ambas, pero estas son una minoría. Aquí es esencial que comprendas que esto del Sendero Izquierdo/Derecho, es solo una visión filosófica de la magia y la espiritualidad, más no tiene que ver con los métodos ni con las técnicas de trabajo. Es una explicación, una vez más filosófica, de cómo se concibe el mundo mágico. A modo de sugerencia, no confundas el Sendero Izquierdo/Derecho como se ve en Occidente que como se entiende en Oriente (Tantra) ya que, si bien el origen de la palabra viene de allí, nada tiene que ver como se trabaja y se ve de un lado que del otro. En este punto, me permito hacer una recomendación, que a mi criterio toda persona interesada en esta filosofía debería leer: Lords of the Left-Hand Path de Stephen Flowers. Uno de los mejores libros que explican el nacimiento y la expansión de la filosofía hasta nuestros días.

            Ya has leído sobre las filosofías mágicas, te sientes identificado con uno y ahora viene otro gran desafío, elegir una escuela o tradición mágica. Esto es una ardua tarea que te debería tomar un buen tiempo. Lo primero que tienes que hacer es leer e investigar tanto como te sea posible, cada escuela/tradición tiene su propia forma de identificar y explicar la magia, acá es en donde cambian los métodos de trabajo, las fuerzas a las que se llaman y la forma de trabajar. Por ejemplo te vas a encontrar que existe la Magia Ceremonial, que si bien es antigua, es muy compleja y realmente costosa de poder llevar a cabo, existe una precisión casi milimétrica en el trabajo, y si bien hay adaptaciones modernas, sigue siendo muy complejo de realizar. Verás que hoy día es muy popular la Magia Qliphotica, por lo que deberás estudiar Qabalah para poder comprender en profundidad de lo que se habla, para aquellos que siente más cercanos a la Demonología hay muchas variables, el Satanismo es una de ellas, pero también existe la Demonolatría (Demo= Demonios, Latria= Idolatría) es decir la adoración a los Demonios, estás son vertientes más religiosas, también está el Setianismo, quienes se enfocan en la figura de Set como representación del Príncipe de la Oscuridad, la Magia Draconiana, en la que como ya sabrán, es la que me especializo, una tradición ecléctica, inspirada en la figura del Dragón Primordial y la Serpiente. Y así podemos seguir mencionando el Luciferianismo, la Magia Enoquiana, la Magia Nórdica, Egipcia, Griega, etc. Lo más importante de esto es que escojas una escuela o tradición que te haga sentir cómodo, que refleje tus intereses, y por sobre todo, que sea flexible. Evita siempre el pensamiento unilateral y dogmatico, no existe una verdad absoluta o totalitaria, cada quien piensa y actúa en base a lo que le sirve, pero eso no quiere decir que hay una verdad universal que funcione para todos.

            Como podrás notar, hay mucho trabajo por hacer, y aún queda mucho más. La magia necesita de mucha constancia, trabajo y estudio, no es una cosa simple de realizar, y es por esto que convertirnos en magos, implica adaptar toda nuestra vida a la Corriente Mágica que hayamos decidido trabajar, viviendo y fluyendo con está. ¿Es algo simple? No…¿es para todo el mundo? pues claro que no, es para algunos pocos, pero para aquellos que si tienen la determinación, el cambio es tan significativo que vale la pena por mucho todo el esfuerzo que hay que hacer.

            Una vez que identificamos nuestra tradición, el siguiente paso que debemos ver es que nos enseñe un curriculum con las siguientes cosas:

  • Meditación: nadie puede llegar a tener ningún tipo de resultado mágico sino aprendemos el arte de la meditación. Esto puede ser tan complejo o tan simple como uno quiera. Mi recomendación es que al principio aprendas técnicas simples, sin posturas demasiado complicadas o dolorosas. La meditación tiene que ser algo agradable, una experiencia que te permita entrar en el estado adecuado, no un sufrimiento para el cuerpo. El secreto de la meditación es que necesita de una constancia diaria, sin excepciones, al menos 10 minutos diarios, sin excusas, sin excepciones.
  • Lleva un diario mágico: con un simple cuaderno de notas bastará. Anota con detalle todas tus prácticas, desde las más simples hasta las más complejas. Se ordenado con esto, se detallado, y exprésate. Esto te servirá para ver tu evolución en el tiempo.
  • Imaginación y visualización: si no eres capaz de ver con el ojo de tu mente un simple objeto, como una manzana, no serás capaz de ver e interactuar con el mundo espiritual. Al igual que la meditación, ejercitar la capacidad de visualizar cosas es de suma importancia. Hay una infinidad de métodos, una vez más, deberás buscar aquellos que se adapten mejor a tu forma de hacer las cosas, pero a su vez que no sean extremadamente complejos al principio. Como en el caso anterior, un ejercicio diario de 10 minutos, es lo ideal para comenzar.
  • Trance y estados alterados: lo siguiente que debes de dominar es el trance. Olvídate de todo lo que hayas visto en las películas, el trance es un estado de relajación, casi un paso próximo al sueño, es allí cuando las murallas que dividen tu mente consiente de tu subconsciente se desvanecen, y es cuando tus habilidades emergen, lo que te permite que tu magia funcione, tengas visiones, te proyectes astralmente, etc. Para lograr esto, se suele combinar la meditación, con la visualización.
  • Aperturas, cierres rituales y destierros: todo ritual comienza con una apertura formal de tu espacio/templo/cámara ritual, esto nos pone en circunstancias, invita a determinadas energías a que se manifiesten, declaramos oficialmente nuestra intención de hacer magia. Así como abrimos, es necesario cerrar y despedir a las fuerzas convocada, esto siempre se hace desde el respeto, no desde la sumisión. Finalmente tenemos los rituales de destierro, que dentro del Sendero Izquierdo son un elemento muy complejo y mal comprendido. Yo muchas veces he afirmado, sobre todo en mis libros, que no desterramos, no lo hacemos en el sentido ofensivo, es decir yo no realizo un ritual de destierro para expulsar las energías, o echar lo que convoqué. Los destierros son rituales de purificación, habitualmente usados para limpiar los espacios rituales, antes de comenzar con los mismo y al finalizar con algunos otros. El ritual de destierro más conocido es el «Ritual menor del destierro del pentagrama» sucede que por la fuerte conexión que tiene con la Qabalah y los Ángeles, muchos magos del Sendero Siniestro lo han adaptado a una visión más «demoniaca» cambiando los nombres divinos por nombres infernales, y en vez de trazar un pentaculo al derecho lo realizan invertidos. Está es una opción, aunque hay opciones más neutrales e igual de efectivas. Pero más allá de que destierro elijamos, es necesario aprender a hacerlos, ya que uno necesita estar libre de cualquier influencia, tanto externa como interna, antes y luego de cada rito. En pocas palabras, es una cuestión de higiene mágica, es necesario como lo es lavarse las manos antes de comer o luego de venir de la calle.
  • Sueño Lucido y magia onírica: quizás esta sea una de las cosas más complejas de dominar. El mundo de los sueños es un tema muy amplio, que el mago puede hacer pleno uso, bien sea para conocer sus mundos interiores, como para vivir el plano astral, o producir cambios tanto en su universo personal como en el mundo exterior. La primera cosa que te puedo decir es no te frustres si al comienzo no tenes los resultados deseados, toma años dominar el mundo de los sueños, y para que esto sea posible, requiere una enorme disciplina de tu parte. Lo primero es llevar un diario de los sueños, cada día ni bien te despiertas debes anotar todo lo que hayas soñado, incluso si no recordas nada, también lo debes de anotar. Lo siguiente, es declarar tu intención antes de irte a dormir, es decir: «está noche voy a soñar, voy a tener conciencia que estoy soñando y cuando me despierte recordaré todos los detalles de lo vivido«. Afirmaciones de este tipo deben de ser hechas todos los días. Esto te permitirá irte introduciendo en la magia onírica. Luego, podrás visitar regiones especificas o tener grandes charlas con diversas divinidades.
  • Aprende un sistema adivinatorio: un mago que no maneja un sistema adivinatorio es alguien que está «ciego». Comienza con un sistema simple pero efectivo, quizás un buen comienzo es adquirir un mazo del reconocido oráculo Lenomard, un mazo de cartas muy fácil de aprender, muy intuitivo y que tiene abundante material fácil de conseguir para poder aprenderlo de modo solitario. El siguiente paso sería aprender a leer el Tarot, esto te permitirá ir un paso más allá, ya que la baraja de tarot es mucho más compleja y rica simbólicamente. Hay otras opciones como las Runas, pero esto de por sí requiere de profundizar el saber Nórdico para poder entender este sistema como oráculo. Sea cual sea el sistema que elijas, la adivinación te permitirá entender cómo puede salir un ritual, los motivos por los cuales estás en tal o cual situación o como proceder para resolver tal o cual asunto. En definitiva, una herramienta necesaria para tu crecimiento.
  • Proyección y magia astral: a través de la imaginación visual y la proyección de la conciencia al cuerpo astral, es posible viajar o visitar otras realidades, otros mundos, dimensiones, reinos, etc. Hay viajes más simbólicos que otros, los hay más espectaculares que otros, pero es una herramienta muy útil, que nos puede proporcionar un gran conocimiento, contacto con entidades de otros planos, etc. Suelen ser viajes que nos permiten volver empoderados y con nuevos saberes. Incluso es posible convocar entidades en el plano astral o realizar todo tipo de magia operativa sin la necesidad de realizar un ritual en el plano físico. Una de las cuestiones que suele tener la magia astral, es que es muy adictiva y por el otro lado es muy simple caer en el auto-engaño, es necesario testear muy bien los resultados obtenidos antes de darlos por validos.
  • Magia del resultado: como magos debemos aprender a utilizar la magia no solo para nuestro crecimiento espiritual e interno, sino también para adquirir elementos que deseamos/necesitamos en el plano material. Para esto es posible utilizar diversos rituales, hechizos, y fórmulas. Esto es sumamente amplio, y los rituales pueden ser tan simples como encender una vela o cargar un sigilo, hasta la evocación de un espíritu que nos ayude a obtener lo que queremos a cambio de algo. Sin importar el método que utilices, es necesario aprender a realizar magia de resultados. Esto nos permitirá observar de modo objetivo el alcance de nuestra magia, y nos dará un pie en la tierra. Además, si como mago no eres capaz de cambiar tu realidad y tener la soberanía de tu propia existencia, pues lamento decirte que lo que estás viviendo es solo una ilusión, un auto-engaño, sin importar cuán conectado creas estar con el mundo espiritual. Además, la magia del resultado da balance a la vida y por sobre todo, si estamos satisfechos con nuestras necesidades mundanas, esto nos da tiempo y energía para poder enfocarnos en nuestro progreso espiritual. No se puede hacer magia con hambre, preocupaciones, soledad, depresión o problemas que nos afectan en nuestro desempeño.
  • Invocación: esta es la práctica por el cual el mago se transforma, temporalmente, en una vasija de una entidad, es decir que la conciencia de la forma convocada se funde con nuestra conciencia, es llamar la esencia de ese ente/dios/espíritu/demonio/etc. dentro de nosotros. Así, vemos por sus ojos, entendemos su voluntad, comprendemos su naturaleza, entre muchas otras cosas. Hay una enorme cantidad de usos para estas prácticas, que van desde cuestiones muy abstractas, volvernos la voz de esta entidad, hasta fines más prácticos como canalizar su poder para usarlo en un ritual de magia práctica. Pero sea el fin que sea, es necesario dominar el arte de la invocación.
  • Evocación: a grandes rasgos podemos decir que la evocación es la práctica opuesta a la invocación, aquí se busca convocar a un ente en el plano físico, no lo llamamos dentro de nosotros sino fuera. Usualmente, esto tiene fines prácticos, como pedir consejo sobre algo concreto o hacer un intercambio, es decir convocamos al espíritu para que nos ayude en tal o cual tema a cambio de algo. Siendo el espíritu un elemento que no pertenece al plano físico, necesita un medio para manifestarse y para que el mago lo pueda ver/interactuar, aquí se suele emplear el scrying con dicho fin, es decir, usamos espejos, fuego, agua, humo, en nuestras prácticas. Algo sumamente importante, el mundo espiritual debe de ser tratado con respeto, jamás con amenazas o prácticas por el estilo, no suele haber barrera entre un mago Siniestro y el mundo espiritual, ya que no vemos esas fuerzas como algo que haya que apartar, sino como aliados, guías y mentores. Por lo tanto, ellos responden por voluntad propia, no por obligación o bajo amenaza.
  • Crea tus propios rituales: esto es sumamente importante, si bien es posible seguir al pie de la letra los rituales que otros hayan escrito, muchas veces esto no refleja aquello que queremos obtener o simplemente no estamos de acuerdo con lo que allí está escrito. Es por esto y algunos otros motivos más, que es necesario que aprendas a crear tus propios rituales, aquí lo que importa es que los mismos tengan resultados para vos, esta no es una creación para los demás. Se creativo, y busca que el ritual refleje aquello que quieras conseguir.

            Finalmente, hace algunos años atrás, y justamente con la intención de ayudar a aquellos que están dando sus primeros pasos en la magia, y sentían interés en el Sendero Draconiano, publiqué un libro «In Nomine Draconis: Una Guía Auto-Iniciática  a los Misterios de la Magia Draconiana» un libro didáctico, en el que busqué un balance entre la teoría y la práctica. El libro está disponible a través de Amazon en formato Tapa Blanda y Kindle. Les dejo los links:

Daemon Barzai

4 Comments

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.